Encelado, una luna con vida?

La misión Cassini-Huygens es un proyecto internacional de la década pasada cuyo objetivo es estudiar el planeta Saturno y sus satélites o lunas. En 2005 sobrevolando el polo sur de Encelado (una luna de Saturno) observó fracturas en su superficie helada que dejaban escapar chorros (géiseres) de vapor de agua y hielo. Esto suponía que debajo la superficie helada de Encelado existía un océano de agua líquida, al igual que se piensa sucede en Europa, una luna de Júpiter. Nuevos estudios sobre Encelado basados en observaciones de microondas muestran que puede estar más caliente de lo esperado justo a pocos metros por debajo de la superficie helada.

Enceladus-abc01

Encelado

La búsqueda de vida en el sistema solar no se reduce al planeta Marte sino también en las lunas de Jupiter y Saturno. Europa en el caso de Júpiter y Encelado en el caso de Saturno. En las dos lunas se han detectado géiseres de vapor de agua, hielo y componente químicos que fluyen de un océano líquido atrapado bajo una superficie helada.

Las condiciones de vida se basan en la presencia de agua, energía y una fuente de elementos químicos esenciales como C (carbono), H (hidrógeno), N (nitrógeno), O (oxigeno), P (fósforo) y S (azufre). Precisamente los vuelos de la sonda Cassini sobre Encelado han podido detectar la presencia de hidrógeno (H2), dióxido de carbono (CO2), metano (CH4) y amoniaco (NH3).

Enceladus-abc02

Cassini sobrevolando los géiseres de Encelado

Metanogenesis en Encelado

La luna de  Saturno, Encelado, tiene un océano líquido debajo de la cobertura de hielo y  forma géiseres de vapor, hielo y otros componentes químicos a través de las oberturas en la superficie de hielo. Utilizando el espectrómetro de masas situado en la sonda Cassini últimamente se ha podido detectar hidrógeno molecular en estos chorros.

En los sistemas hidrotermales terrestres el agua reacciona con las rocas con mineral de hierro  produciendo hidrogeno molecular. El agua H2O oxida el hierro y se forma hidrógeno molecular H2. Algunos organismos terrestres aprovechan el hidrógeno molecular H2 para producir metano CH4 a a partir del dióxido de carbono CO2 y obtener energía en un proceso denominado metanogenesis.

El hidrógeno molecular H2 es una de las fuentes de energía obtenida por las formas de vida más antiguas de la Tierra en ausencia de la energía del Sol. En Encelado esta podría ser una fuente de energía para elementales formas de vida situadas en el lecho rocoso situado debajo el océano líquido. El hecho de detectar H2 en los géiseres de Encelado podría suponer la existencia de un sistema hidrotermal con la fuente de energía suficiente para albergar las condiciones de vida en el interior de la luna de Saturno.

Las últimas observaciones de Cassini se efectuaron a 49 km de la superficie de Encelado, una de las más cercanas, el denominado vuelo E2 del 28 de octubre de 2015, y a la velocidad de 8,5 kilometros por segundo. (30600 km por hora) detectando la presencia de H2 en los géiseres en una cantidad de 200 kg por segundo. 

Hay que tener en cuenta que el hidrógeno es muy volátil y por tanto muy difícil de guardarse almacenado en el hielo y escapar de golpe. Así pues, parece que el océano de Encelado no puede contener suficiente hidrógeno almacenado para sustentar este flujo detectado. La única conclusión es que el hidrógeno observado tiene que haberse producido en Encelado. Y la forma de producirse es mediante una relación química que rompe la molécula de agua en hidrógeno molecular y oxigeno. Explicación que da a lugar a la posible existencia de una reacción  hidrotermal entre el agua y la roca submarina formando un desequilibrio químico, que puede ser el soporte de vida microbiana en las profundidades del océano de Encelado.

Por último queda por determinar cual es la fuente de calor que mantiene en estado líquido ese océano. En la Tierra es el desplazamiento tectónico y la actividad magmática, que no sucede en Encelado. Podrían ser las fuerzas de marea que ocasiona Saturno sobre su luna, pero esto tendrá que decirlo futuras misiones para explorar los océanos más allá de la Tierra.

Enceladus-abc03

Anuncios

Acerca de Carles Paul

Licenciado en Ciencias Físicas por la Universidad de Barcelona, Master en Física y Matemática Aplicada por la Universidad Politécnica de Cataluña y Master en Historia de la Ciencia por la Universidad Autónoma de Barcelona. Técnico Experto Evaluador Europeo. Profesor titulado de física y matemáticas de la Politècnica de Mataró, des de 1991. Director Científico de Innovem.
Esta entrada fue publicada en Sistema Solar y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Encelado, una luna con vida?

  1. Adria Muñoz dijo:

    Buenos dies Carles,

    Tengo una pregunta (con repuesta muy extensa, lo se )… Me gustaria saber brevemente.

    Como es capaz una sonda de llegar tan lejos?
    Somos capaces de controlar su trayectoria… o tiene un rumbo establecido intocable?
    Como podemos recibir la información , fotos etc..?

    Saludos y gracias por tu tiempo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s